Blogia
SER DE DERECHAS

Europeas 2004: Derrota con sabor a Victoria (1ª parte)

Lo primero después de una elecciones es felicitar al partido vencedor, es decir al PSOE.Sin embargo a la victoria de los socialistas sólo se le puede calificar como pírrica. Hace apenas un mes la diferencia de los socialistas frente a los populares era de más de diez puntos (incluso se le dieron doce), y en las pasadas elecciones generales la diferencia fue de cinco puntos. Ayer sólo obtuvieron una mínima ventaja de dos puntos, y sólo dos escaños de diferencia (25 a 23 incluso el PP rozaba el 24).
Personalmente creo que la gran mayoria del electorado ha votado en clave nacional, ya que la mayoria no votan teniendo en cuenta la política que se pueda realizar en el parlamento europeo, si que lo hacen por motivos de política interna.
Desde luego el principal mensaje del electorado al PSOE ha sido que no en todas las elecciones va a tener a su favor las condiciones excepcionales en las que se produjeron los pasados comicios electorales, y que a partir de ahora tendrá que olvidarse de Irak y ganarse los votos por la gestión en el gobierno. Por los resultados acaecidos ayer parece claro que el PSOE en sus primeros dos meses de ejecutoria en el poder no ha conseguido ilusionar a muchos de los que le votaron en marzo y que su gestión transmite desconfianza. Desde luego estos resultados no son nada buenos para el PSOE, y así lo denotaba la fria y simulada sonrisa del líder del PSOE.
Normalmente el ganador de unas elecciones suelo obtener (por lo menos a corto plazo)mejores resultados ya que generalmente el poder suele dar votos, sin embargo el partido que sale del poder suele perderlos (como el ejemplo de CIU en Cataluña). Sin embargo esto no se ha producido, ya que el PSOE ha aumentado muy ligeramente su porcentaje de votos y el PP ha aumentado significativamente su apoyo electoral respecto a las pasadas elecciones (mas de 3,5 puntos de aumento).
Para el PP sin duda esta derrota sabe a victoria ya que desde muchos sectores del partido se pensaba obtener tan sólo 18 escaños, sobre a tenor de las encuestas anteriores a la campaña electoral. Sólo a partir de la última semana de campaña se ha visto una importante mejora en ánimo del partido y de sus candidatos que ya empezaron a pensar en unos resultados más parecidos a los obtenidos.
Desde luego para el PP estos son unos esperanzadores resultados que refuerzan claramente a Mariano Rajoy dándole de nuevo un gran suelo electoral desde el que realizar una sólida y dura oposición.
Personalmente pensaba que el PSOE ganaría por poco pero pensaba más en una ventaja entorno a los cuatro puntos, desde luego una derrota por sólo dos puntos ha supuesto una agradable sorpresa.
Evidentemente un hecho a destacar la abstención fue histórica ya que la participación de sólo el 45,94% (ayer en la mesa electoral en la que me tocó hacer de vocal no llegamos ni al 40 por ciento), que deja a las claras que al eletorado le interesan bien poco las instituciones europeas.
Más información
Más información
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

7 comentarios

Dani -

Respecto a las elecciones en si mismas, decir que lo de ayer fue un bulo.
Fue un ejemplo de cuando la democracia no funciona.
Ni alegrías ni tristeza, sólo descontrol.
Espero que la situación vivida ayer se subsane pronto.
Para mí, la culpa de esto es enteramente de la existencia de un ente tan negativo y abominado secretamente por los españoles como la UE. Hay mucho que plantearse respecto a esto.
Por ejemplo, el caso de los partidos nacionalistas. Si bien muchos políticos han visto en estas elecciones una carrera para poder tomar ventaja, la realidad es que la palabra existe en manos del pueblo, y a este no le interesaba la carrera.
Pensemos fríamente, un votante nacionalista no siente aprecio por cosas que se le antojan muy lejanas, sin importancia y del que apenas guarda criterio. Un votante socialista no alcanza a ver la relevancia de un hecho como este, pensando que sea como sea, quien se encargará del nivel de España en Europa será el propio gobierno, y posiblemente un votante del PP puede encontrarse ante dos opciones:
Una reafirmar el poder del PP en España, cosa que espero que no sea así por vosotros, porque si no, realmente, si ha sido una carrera de reafirmar poder, contra gente (votantes) que no lo han pretendido, los resultados son francamente bajos; o el mismo caso que los otros, estamos en un momento que al votante del PP se le antoja peliagudo. Ahora la importancia reside en España, no en la UE.
Sea como sea, creo que ni lo de ayer fue una representación de la democracia española, ni una prueba del amor del pueblo a Europa.

Dani -

Yo lo veo como, por ejemplo, Marks & Spencer. Una de las empresas más poderosas de UK. Se vino abajo. ¿Cómo? Una empresa controlada en unos límites razonables, se puede gestionar. En el momento en que se expande desmesuradamente, se acabó el control, el riesgo sube y la economía mundial se los come.
¿Por qué el Corte Inglés no sale fuera de la Península?
Porque son inteligentes. Si funciona dentro, no van a arriesgar a perder el control.

Dani -

La UE, es una peste que debería ser erradicada.
Vivimos en un país, España, y aquí tenemos suficientes problemas como para pensar en lo mejor para Europa. Figuraos, aquí tenemos que hacer frente a una serie de políticas para que el país pueda prosperar, ya sea a nivel de competitividad, exportación y economía externa e interna, además de asegurarnos una política social. Si esto se antoja difícil, y tenemos que hacer malabarismos para poder llevar todo a cabo, ¿cómo puede Europa proponerse que todo salga bien para todos y cada uno de los países que la conforman? ¿Os imaginais los malabarismos que hay que hacer?
Pensad un momento, por favor, el nivel que debería alcanzar la economía europea, su política sobre exportación y sobre producto interno para que todos, no sólo salieramos bien parados, si no que nos generara riqueza.
Es una empresa imposible. Lo bueno que puede surgir de todo esto, es simplemente mantener el nivel (impuesto por Francia y Alemania) y poder proseguir con un "mantenimiento" de ayudas internas y una política interior liberal ajustada únicamente a nuestros márgenes.
¿No es acaso lo que ya se pretende en España?

Dani -

luis -

En España no hay partidos europeistas (aunque todos se jacten de lo contrario).

Un partido europeista habría de buscar lo mejor para Europa, aunque no fuera lo mejor para España.

Si Zapatero buscara principalmente lo mejor para León, o Aznar para Valladolid no diríamos que es un presidente que busca lo mejor para España, sino para su lugar de procedencia.

Los partidos nacionales van a Europa (y no digo que esté bién ni mal) a buscar lo mejor para España, a conseguir más fondos de cohexión para España, ..., aunque hagan la puñeta a Polonia, a Alemania o a la República Checa.

No son europeístas, son nacionalista españoles (lo que no está ni bién ni mal), del mismo modo que el PNV, o CiU.

Pero si leeis el programa del PP o del PSOE (y mucho más su campaña) vereis que ni ellos mismos se lo creen.

Manolo -

A Radio Polanco se le olvida el machaque de propaganda que hizo los dias previos a las pasadas elecciones. LAs mentiras sobre terroristas suicidas y demas, tampoco no dice que apoyo y fomento las concentraciones en las sedes del PP.
Los votantes del PSOE si fueron a votar, los de las pasadas elecciones eran el voto del miedo y de la maniùlacion asi que empieze sacando los calculos para el futuro a partir de estas elecciones, que me da a mi que es mas realista.
Por cierto el antieuropeismo aqui en España, tambien existe son los partidos nacionalistas. Un nacionalista que quiere que su tierra este por encima de todas y "lo mio pa mi y pa los demas no les doy nada", eso si que es antieuropa.

Guille -

Puede ser dulce o tener sabor a victoria, pero sigue siendo una derrota.

Yo achaco la diferencia de 2 puntos a la pobre abstención (la más baja de la historia en España) y a la desmovilización del electorado de izquierdas, concretamente del PSOE. Ayer comentaron en la Ser que posiblemente "pasaron" de votar porque no "luchaban" contra el PP. Creo que el comentario es bastante acertado.

Además de los resultados de casa, creo que nos deberíamos plantear el por qué de la baja participación en toda Europa, y lo más preocupante: el ascenso en algunos países como el Reino Unido de los partidos contrarios a la Unión Europea.

saludos!
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres